By comercionista.com

El Mercadeo Visual para exhibir adecuadamente y vender másEl color de las luces es importante, debe ir acorde con el resto de la decoración. Se pueden utilizar bombillas de colores o filtros.

Aún con bombillas blancas cada fuente de luz favorece el reflejo de unos tonos. Las lámparas incandescentes halógenas dan un tono amarillento-anaranjado, mientras el mercurio halógeno posee una luz azulada-verdosa.

Para ver información sobre luminarias ingrese AQUI

La radiación ultravioleta de algunos halógenos sin filtro decolora los productos. Hay que elegir bien el compuesto de la fuente de luz.

El calor también decolora y estropea productos o decoración. Se pueden utilizar lámparas con un filtro ‘dicroico’ que refleja hacia atrás el 60% de la temperatura que desprende. ¡Cuidado con la ubicación de las luminarias!

La luz es una estrategia pero no olvides que tiene un coste. Calcula bien la energía que necesitas, cuántas lámparas debes poner para iluminar tu espacio teniendo en cuenta las que utilizas para dar toques de luz. Calcula la intensidad e utiliza bombillas de bajo consumo.

Ten en cuenta que la cantidad de luz también depende del color del techo, las paredes y los mismos productos.

Los colores oscuros requerirán más fuentes de luz para la iluminación general pero permitirán mejores resultados en la iluminación puntual de algunos productos.

Los tonos claros en la decoración permitirán reflejar más la luz en el espacio general haciendo que necesites menos lámparas pero más potencia en los focos de luz que quieras destacar.